jueves, marzo 03, 2016

El enfado de Pablo Iglesias

 El señor Pablo Iglesias le encontró al señor Felipe González un pasado de cal viva y así lo dijo en el Congreso de los Diputados. Nadie esperaba tanta beligerancia. Todo lo más, se esperaban alusiones a la corrupción, un delito abundante en los partidos de la casta y de la no casta.

 Estaba enfadado el aspirante a vicepresidente del Gobierno del señor Sánchez. No era para menos. Este chico de la coleta pasó en dos telediarios del futuro Gobierno socialista a la futura oposición a dicho Gobierno.

 Quien se sentía feliz era el señor Sánchez. Nunca hubo un perdedor tan satisfecho. Este hombre pierde votaciones, pero se atreve a ser votado. El señor Rajoy no puede decir lo mismo.

--------------------

Los chicos de la turismofobia

Bienvenido, Mr Marshall decía el título de una archiconocida película del cine español. Eran otros tiempos. Unos tiempos en los que ...