lunes, junio 04, 2007

Paris Hilton en prisión por conducir ebria

 Dicen que todos somos iguales ante la ley. Así debería ser en todos los países del mundo y algunos casos, como el de la heredera Hilton, parece que lo confirman. Doña Paris se subió a su lujoso automóvil sobrada de alcohol y hoy entró en prisión para cumplir 23 días de privación de libertad. En España no cumpliría ni media hora. Todo lo más que le harían sería ponerle una multa y quitarle unos cuantos puntos del carné. Igual le enseñaban un accidentado para que llorara un poco, o la ponían ante la pantalla de un televisor a ver si la mataban de un susto con unas cuantas imágenes de accidentes similares a los que ella podría provocar por su imprudencia.
 
 La heredera del imperio Hilton, en nuestro país, sólo iría a la cárcel si tuviera la mala suerte de matar a un peatón. Costaría meterla en la celda, como en su día costó que el bailaor Farruquito no se saliera de rositas después de matar a un ciudadano que cruzaba la carretera por donde él iba de rally urbano, sin licencia para conducir, saltando los semáforos en rojo que se le cruzaban en su camino.
 
 Mirando hoy en la prensa de Internet las fotos de la señora Hilton camino de la cárcel, llegué a la conclusión de que en EEUU son menos clasistas que nosotros. ¿Se imaginan en España a la hija de un multimillonario cumpliendo una pena de prisión por conducir bebida como una cuba? Yo no me la imagino. Más bien imagino a altas instancias políticas impidiéndolo.



¡Descubre una nueva forma de obtener respuestas a tus preguntas!
Entra en Yahoo! Respuestas.

Cataluña empieza a pagar su independencia

  Nada es gratis. Cataluña empieza a pagar su independencia con caídas importantes en su PIB, unas caídas que ya...